¿Qué ver y hacer en Eindhoven?

Santa Catalina

¡Hola viajeros! En este post os vamos a contar sobre nuestro viaje a Eindhoven (Holanda). Fuimos a Eindhoven para asistir a un concierto de Marilyn Manson. Este viaje fue diferente, ya que nos acompañó mi hermana. Manuel tenía ganas de volver a Ámsterdam, y como mi hermana ni yo la conocíamos, aprovechamos también para visitarla.

El viaje fue del 28 al 30 de noviembre y lo organizamos de la siguiente manera:

  • Primer día: Conocer Eindhoven y asistir al concierto
  • Segundo día: Ámsterdam
  • Tercer día: Regreso a España

Para que os situéis un poco geográficamente, para los más despistadillos, Eindhoven se encuentra al sur de los Países Bajos y se trata de la quinta ciudad con mayor población. Eindhoven es conocida por ser la cuna de Philips y por transformar sus fábricas en museos y galerías de arte.

Empieza el viaje

Salimos el 28 de noviembre desde el aeropuerto de Málaga rumbo Eindhoven a las 07:20 am, con hora de llegada a las 10:20h, una hora perfecta. Los vuelos costaron 35,68€/persona (ida y vuelta) y si no te quieres perder gangas como éstas, no dudes en consultar nuestra sección de chollos de vuelos en:

  Nada más llegar, ya sentimos que estábamos en Holanda, sino juzguen vosotros mismos.

Aeropuerto Eindhoven

 

Del aeropuerto al centro

Lo primero que hicimos fue coger el bus número 401. La parada está justo al salir del aeropuerto a la derecha. Compramos los tickets en una máquina, nos costó 3.75€/persona y nos bajamos en la parada Strijp-S la cual está justo al lado de nuestro hotel. Salen autobuses con mucha frecuencia por lo que no vais a tener problemas para trasladaros. En las paradas tenéis los horarios de las salidas de cada autobús perfectamente señalizado.

Parada bus

Alojamiento en Eindhoven

El concierto era en Klokgebouw, una antigua fábrica Philips y encontramos un hotel justo en el mismo edificio. El nombre del hotel es Blue Collar Hotel. Lo único negativo que podemos decir sobre él es la hora del check-in, ya que hasta las 4:00 pm no pudimos dejar las maletas en la habitación y que el check-out es a las 12:00 am. Eso sí, pudimos dejar las 3 maletas en una taquilla. Había que dar 5€/taquilla de franquicia (5€ que luego nos devolvieron a la hora de hacer el check-in).

El hotel estaba genial, aunque no estaba en pleno centro (está a unos 15 minutos andando), se puede ir tranquilamente andando y sin necesidad de coger autobús, algo que se agradece bastante.

El hotel tenía WIFI gratis (la contraseña os la dan al hacer el check-in). Por otro lado, vendían de todo: desde patatas fritas y chocolatinas hasta condones y tampones, y lo tenían expuesto en este mueble tal y como podéis ver en la foto.

Armario

En la 1ª planta está el Blue Collar Albergue con habitaciones y baños compartidos. Nosotros éramos 3 personas y cogimos una habitación triple con baño privado. La habitación estaba en la 2ª planta y estuvimos en la habitación 203. El hotel para 2 noches en habitación triple nos costó 170€ + 3.5€/persona/noche, es decir, un total de 190€.

Antes de decidirnos por este hotel vimos las opiniones de él y decían que había mucho ruido. Nosotros hemos de decir que no había nada de ruido y era una habitación espaciosa y limpia. El edificio era una antigua fábrica y han conservado los techos altos, algo que le da muchísima personalidad. Los armarios de la habitación son esas 2 taquillas llenas de pegatinas y el baño es el cubo de madera que podéis ver al fondo en la foto (en la foto, el baño parece más pequeño de lo que es).

Además, en la habitación teníamos tazas, sobres de café con leche, té y un calienta agua eléctrico, lo cual nos venía de lujo para desayunar, ya que comprábamos galletas y ya teníamos los desayunos cubiertos.

Habitación 203

¿Qué hacer y ver en Eindhoven?

Queríamos aprovechar todo el tiempo posible y nos fuimos al centro a conocer Eindhoven. Lo primero que vimos fue un mercado donde vendían de todo (perritos calientes, verduras, pescado, telas, ropa, dulces…). Nosotros nos compramos unos panes que estaban riquísimos y como podéis ver en la foto, eran enormes.

Panes

Acto seguido, fuimos a ver dónde se encontraba la estación de tren, ya que al día siguiente cogeríamos el tren para Ámsterdam. Cerca de ella se encuentra una oficina de turismo donde nos facilitaron un mapa de la ciudad y nos recomendaron los sitios más importantes. He de decir que Eindhoven es muy pequeño por lo que tampoco tenía mucho que ver pero eso sí, como toda ciudad, tiene sitios con encanto.

Algo que nos llamó la atención fue que al salir de la oficina de turismo había una máquina donde te mostraba no solo el mapa de la ciudad indicándote dónde estabas, sino que descargándote una aplicación en el móvil podías hacerte selfies, subir las fotos y que aparecieran en la pantalla.

Las calles están repletas de pegatinas, sobre todo pegadas en las farolas y fachadas. También nos llamó la atención que todo hacía referencia a Philips y sus bombillas.

Nos dirigimos a la Iglesia Santa Catalina, de estilo neogótico. La Segunda Guerra Mundial dejó huella en ella pero fue restaurada y actualmente está abierta al público por lo que podréis disfrutarla de punta a punta. Merece la pena ir a conocerla.

Santa Catalina

Otros sitios que podéis también visitar son el Museo Philips y el Estadio de Eindhoven.

¿Dónde comer?

Entre una cosa y otra se nos fue la hora y almorzamos por el centro. No tendréis problema en encontrar sitios para comer. Nosotros fuimos a Taco Bell, el cual se encuentra cerca de esta iglesia, pero hay muchos otros sitios. También había Pizza Hut, máquinas expendedoras de hamburguesas y fritura, restaurantes y supermercados. Por cierto, ¿no os hemos comentado que todo está basado en Philips?. Pues aquí tenéis una de las muchas pruebas de ello. Es una pared del interior de Taco Bell :).

Bombilla

¿Dónde comprar souvenirs?

Después de dar algunas vueltas y entrar en varias tiendas comparando precios, nos decidimos por SoLow (calle Rechtestraast, 29) para comprar nuestros souvenirs. Nos costaron 1.79€/imán y como al día siguiente íbamos a visitar Ámsterdam, aprovechamos que estaban económicos y compramos también uno de Ámsterdam.

Imanes

 

Fin de nuestra visita a Eindhoven

Una vez terminamos de comer nos dirigimos al hotel de nuevo para hacer el check-in, y ¡ponernos en la cola para el concierto!. Nuestra visita a Eindhoven terminó después de conocer la ciudad y hacer el check-in a las 4:00 pm ya que llegó la hora de ponernos en cola para el concierto de Marilyn Manson (el verdadero motivo de este viaje). A continuación, os dejo con una foto del concierto (algo movida de la emoción).

Marilyn Manson

Al finalizar el concierto volvimos al hotel a descansar ya que al día siguiente iríamos a Ámsterdam y teníamos que reponer fuerza.

Esperamos que os haya gustado este post sobre Eindhoven. La verdad es que es una ciudad pequeña pero si te gusta viajar y encontráis vuelos baratos, merece la pena para cambiar de aires. Por otro lado, recomendaros también la ciudad para asistir a conciertos. El recinto donde se celebran los conciertos es cerrado y a nivel acústico es muy bueno.

¡Hasta la próxima!

2 Replies to “¿Qué ver y hacer en Eindhoven?”

  1. Nosotros estuvimos de roadtrip por Holanda en 2014 y flipamos con lo de las pegatinas. Sobre todo detrás de las señales y las farolas. Y me llama mucho la atención lo del taco bell, pensé que solo había en USA. Exprimisteis bien el finde guapa!

    1. Siii! Taco Bell fue un acierto encontrarlo por allí. Hay en muchos países. Y sí, Holanda es el país de pegatinas jajajaja.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.